lunes, 16 de enero de 2017

Micro Palabras (16): LA LUZ DEL MIEDO

Hablemos del miedo, ese que tú conoces, tu miedo. Esa sensación que paraliza, que hace retroceder y apagar la intensidad. Ese que corroe y escarba en la herida, la que creíamos sanada, pero queda una cicatriz que en cualquier momento puede abrirse.

El miedo que llega en el momento más inoportuno, el inexplicable, ese que has maldecido y sigues maldiciendo a cada rato.

Me di cuenta que se puede vivir de mil maneras, pero vivir con miedo es la pero de todas. Aún así no queda otra. "Seguir viviendo, con miedo, pero siempre seguir", esta frase me la dijo hace poco una  gran amiga y me la grabé con fuego. Si quieres, aquí la tienes.

Que el miedo esté; no es derrota, el convivir con él y transformarlo en valentía es un reto. Para mí, es un reto diario y aquí estoy batallando mis miserias, apagando mis miedos, encendiendo mi luz para iluminar mi vida. Ser luz para otros o reflejo de aquella luz ajena, que siento como propia. Vivir y vivir. Nada más.


No tengas tiempo para tener prisa (:

lunes, 9 de enero de 2017

Palabras Vividas (2): VIDA Y MUERTE

30 de diciembre de 2016.

Menuda bofetada acaba de darme la vida...Esta mañana he cogido un autobús y una mujer gitana y yo hemos empezado a hablar, me ha contado que iba a Granada porque su hija de un añito estaba ingresada por un ataque epiléptico, tan pequeña y le ha tocado algo así, hemos seguido hablando y me dice: "Me da mucho miedo porque hace un año se murió mi amiga por un ataque epiléptico". Al preguntarle quien era su amiga, caigo en la cuenta que era una compañera del colegio, una gitana que siempre me abrazaba por las mañanas, nos dedicábamos la agenda y hace un tiempo pensé que habrá sido de ella, pero hoy ya no está.

Ya no volveré a verte por Montefrío, Eli, te recuerdo con sonrisa y cariño porque eras todo amor. Porque muchas veces metemos en el mismo saco a todos los gitanos por su etnia, pero yo he conocido gitanos que en mi infancia dejaron huella por tener el corazón grande y siempre una sonrisa y palabras bonitas para mí.

Termino el 2016 un poco triste porque la vida sorprende y me recuerda que el día menos pensado, el corazón se detiene y la vida termina. Hoy me quedo con lo bueno, esa pequeña de un año está en el hospital recuperándose porque le queda mucha vida que regalar y espero verla correr y jugar por Montefrío. Niños que desbordan vida y enferman, pero solo queda luchar, sonreír y seguir.

La vida es el mejor regalo, un don no elegido, empieza un día y tú puedes cortar esa vida con el aborto, el suicido o la eutanasia. Pero yo me quedo con la vida, defendiéndola por su grandeza, por ser un milagro. Inefable e increíble.

Acabo el 2016 desbordada de vida con un testimonio de contrastes, vida y muerte, pero al final todo sucede por algo, aunque sea inexplicable y doloroso. La vida no solo termina con la muerte, dejar de disfrutar del presente también es una manera de dejar morir una parte interior. Vive, vivamos este instante, que se escapa para no volver. Que estás aquí y recuérdalo cada día, ¡estás vivo!, y eso ya es mucho.

Te dedico estas palabras, Eli. Con todo mi cariño rezo por ti para que desde arriba sigas con tu arte gitano, bailando, cantando y dando palmas. Recuerdo que con una papelera del patio ya era suficiente para montaros vuestro jaleo. Eras y eres grande, Eli. Sigue viviendo allí arriba, espero que te lleguen mis palabras al Cielo. Un abrazo, de esos tuyos, muy cálido y grande.


"La belleza no mira, solo es mirada".

lunes, 2 de enero de 2017

Palabras en carta: INTRODUCCIÓN


Querida persona (no sé quien eres, tal vez amigo, familiar, compañero, conocido o no):

A pesar de mi desconocimiento, no sé si crees en Dios, en el "Universo", en una fuerza o en nada. No importa, no he comenzado para hablar de mí, ni de una ideología, religión…Solo quiero compartir mi forma de pensar, ser, sentir, amar y soñar. Decir que no es personal y subjetivo es un engaño. Esto es todo opinión. Si estás en la verdad absoluta y tu mente rebosa de convicciones inamovibles, no pierdas el tiempo y no sigas leyendo. Si tienes una duda absoluta y tienes la capacidad de acoger y aceptar la reflexión del otro para sumar, pensar e incluso coger prestado algún matiz, tal vez este lugar de palabras es para ti.

Esto es una serie de cartas que pueden ser útiles para ti, o no, en esta primera mencionaré muchos temas en general que poco a poco, con distintas entregas, iré profundizando. Para ahondar, comprender, reflexionar, empatizar...Es todo un reto. Es un proyecto muy ilusionante.

En estas cartas hablaré de la vida, del amor, la felicidad, la verdad, la empatía, fe, esperanza...todo lo que pase por dentro. Intentaré ser sincera, ponerme las gafas que eliminan trabas y prejuicios para escarbar y llegar a la esencia, más bien a mi esencia. Yo solo puedo aportar mi perspectiva, si sumamos muchas perspectivas llegaremos a acercarnos a una realidad inalcanzable, utopía, llegar a la Verdad.

La idea de escribir cartas está inspirada en un gran libro que recomiendo: "El mundo de Sofía" de Jostein Gaarder. El mejor libro que conozco para aprender filosofía de una manera amena y que engancha. Estas cuatro frases son de este libro, pido que comentéis aquí, en mi blog, o bien en facebook para elegir la frase final para esta categoría: Palabras en carta. 

“Los seres humanos tenemos una necesidad innata de elaborar una expresión artística de nuestra situación existencial, pues de nosotros trata el sueño.” 

“El mundo es como es, esto es algo que vamos percibiendo poco a poco.”

“El alma siente una añoranza amorosa por su verdadero origen.” 

“Porque la libertad humana nos exige poner algo de nosotros mismos, existir auténticamente.”

miércoles, 21 de diciembre de 2016

NAVIDAD ES VIDA


Ya estás aquí, Navidad. Un año más para sembrar en muchos corazones. Sembrar amor, cariño, ilusión, esperanza, empatía, solidaridad, abrazos, sonrisas...pero todo esto se resume en una palabra: vida.

La naVIDAd lleva dentro la palabra vida porque es el momento de vivir, ser, amar, acompañar. Es el momento de compartir y de ser la mejor versión de uno mismo cuando estás rodeado de familia, amigos y personas que quieres que son "tu gente": el pilar que te mueve, te anima, te apoya todo el año...toda la vida.

Llegan estos momentos en los que familias y amigos se reúnen en mesas para comer, en lugares de fiesta para celebrar la Navidad, el final y comienzo de un nuevo año, una vez más para celebrar la vida.

Es momento de regalos, regalos materiales, a veces me cansa la cantidad de dinero necesario para cenas, amigos invisibles, regalos en varios momentos especiales, fiestas...Tristemente la Navidad malinterpretada es dinero, pero lo bonito de estos días es regalarse, así tal cual. Sentir que cada persona es un regalo que llega a mi vida, y yo puedo ser regalo para otros. Cuando comprendí que la Navidad es compartirse, la navidad comenzó a ser magia. Es tiempo de ser niño de nuevo, de ilusionarse por cada detalle y sonreír mucho. Por tanto, cada regalo es vida.

Desgraciadamente, la Navidad es nostalgia. Hay personas que ya no están, huecos en la mesa que duelen. Ausencias que son demasiado grandes. Esta es la visión más negativa de la nostalgia navideña. La Navidad es tiempo de recordar a estas personas importantes, pero no de sufrir por su partida. Desde arriba nos ven (seguro que tiene un buen banquete montado en el Cielo). Ellos quieren vernos felices. Que no es olvido, si sientes que esa peorsona está presente en el recuerdo, está viva, muy viva dentro de ti. Por eso, hasta lo peor de la Navidad es vida.

Recuerda vivir, ser y amar esta Navidad. No olvides regalarte y sentir que los demás son regalos más importantes que cualquiera material. Y no permitas que la nostalgia toque estas fechas porque el recuerdo activo con sonrisa y hablando en presente, también es vida.

Feliz Navidad y feliz vida. Es momento de vivir la vida. Siempre que pienso en la Navidad pienso en la vida, en general, porque es un tiempo y una actitud que tiene que perdurar el resto del año. Toda la vida.
Sed felices (:

lunes, 19 de diciembre de 2016

Palabras Vividas (1): EL CHICO DE LA GORRA

Llevaba tiempo con esto en mente. Así que para terminar el año, inauguro nueva categoría en mi blog: "Palabras vividas", vivencias personales significativas, esas que remueven el corazón, dan que pensar, te hace sonreír, transforman....No todas tendrán el mismo impacto en mi vida. A veces hay que andar con la mirada atenta para que un detalle insignificante sea algo más. El único camino para que estas palabras vividas acaben sobre el papel es transformar la mirada. La frase para acabar todas las entradas es "La belleza no mira, solo es mirada"(Albert Einstein).

Para comenzar comparto esto que me ocurrió hace ya algunos meses en Málaga:

Estaba en el metro y justo una parada antes de la mía se ha subido un chico joven de veinte años aproximadamente que vestía muy informal con chándal gris y gorra de rapero roja, estaba en silla de ruedas y se podía intuir que tenía parálisis cerebral. Me ha sorprendido que fuera solo y tuviera una silla con la palanca para manejarla, tenía un móvil que no podía coger bien y tenía sobre la silla el cual lo usaba con trabajo pero con soltura. Me ha llamado la atención la independencia de ese chico, a pesar de sus limitaciones físicas y seguramente no se trataban de limitaciones mentales, era capaz de valerse por sí mismo con una silla, usar un móvil y utilizar el transporte público.

Después de un rato, él se ha percatado que le estaba mirando y  como estaba justo a mi lado en vez de mirar para otro lado como hacemos cuando cruzamos la mirada con un extraño, le he sonreído, él ha intentado devolverme la sonrisa, pero me he dado cuenta que los músculos de su cara no se lo permitían y de alguna forma he comprendido una sonrisa por sus ojos. Justo en ese momento, sin yo esperármelo, me ha dicho: “Hola, cómo te llamas”. Yo le he respondido, después él me ha dicho algo que no he entendido y he llegado a mi parada.

Salí del metro con ese chico de la gorra de rapero en mi cabeza, y por un momento me he puesto a pensar lo difícil que tiene que ser vivir dentro de un cuerpo que no responde a tus estímulos, que te limita, pero a pesar de eso en ese joven he visto mucha esperanza, por todo lo que es capaz de hacer por sí solo, y en sus ojos he visto ganas de vivir.

No creo que vuelva a encontrarme con ese chico por Málaga, ni siquiera sé su nombre, pero lo recordaré y desearé que siga viviendo con esa vitalidad y transmitiendo tanto con tan solo con la mirada. En él he visto mucho más que un pobre chico, me ha transmitido mucha vida, cuando salí del metro, mi concepción había cambiado completamente, vaya lección me acaba de dar ese muchacho: a pesar de todo, vale la pena intentar sonreír. No hay barreras lo suficientemente grandes para dejar de luchar y sonreír. Gracias “chico de la gorra” por mandarme un aviso y ayudarme a valorar la suerte que tengo en mi vida, solo puedo dar gracias por tantas situaciones,  detalles y buenas personas que rodean mi vida.

Doy las gracias por la vida, por todas las personas que encierran vida y la manifiestan como pueden porque hoy en 10 segundos me han dado una lección y un testimonio que lo guardaré con cariño.


La belleza no mira, solo es mirada (:



martes, 13 de diciembre de 2016

Micro Palabras (15): CORROSIÓN EMOCIONAL

A veces siento miedo, miedo a ser demasiado y que después todo se desvanezca como la hoguera que acaba en cenizas y tendrá que esperar al siguiente invierno para reavivar la llama. Yo soy fuego, soy hoguera, pero quiero ser vela. Estoy cansada de la intensidad de mi llama,  soy de dar el cien por cien, de entregarme al máximo en todo lo que hago, en todo lo que siento y en todo lo que soy.

Hace poco comprendí que la vida no es hacer y hacer, más bien consiste en ser y ser, gran frase de Isa Solá. Muchos proyectos, sin poder abarcarlos todos. Mejor hacer menos y ser más. Más humana, más empática, más atenta, más serena, más sonrisa, más abrazo, más escucha. Más silencio.

Qué difícil, pasar de ser hoguera a vela, que no significa brillar menos, sino tener una llama más estable, ser punto de luz todos los días y no desaparecer. Esas caídas emocionales, en realidad no son caídas, es autodestrucción, qué difícil es sentir que te apagas y no saber que hacer, ni que decir. Hay días que aún estando bien, me impregna la melancolía, la frustración de ser yo, solo a veces. Hasta cuándo. Cada vez espero que cada día sea menos dolor, menos impotencia, menos pesimismo. Es duro correr, estancarse, comenzar a andar, pisar al freno, todo el día controlándome. Agota. Hay días que acabo saturada de ideas, pensamientos, planes...Necesito silencio interior, pero no es fácil. Ese grito interior no hay forma de callarlo. Hay días que no puedo más, solo quiero vivir con sencillez, pero dentro de mí hay "universo" que explosiona a través de las palabras que vuelco. Mi única salida. Coraza de vida, maldita barrera que no me deja amar del todo, ser del todo, entregarme del todo.


Hoy me siento como corroída como esta pared rocosa, el tiempo desgasta y necesito reconstruirme o que alguien me ayude a hacerlo. Hay días que las fuerzas desfallecen. Hoy es ese día.



No tengas tiempo para tener prisa (:



domingo, 11 de diciembre de 2016

SNI (SENTIMIENTO NO IDENTIFICADO)

"Porque llegaste como un huracán, nadie te dio permiso y pusiste todo patas arriba" Solo puedo darte las gracias porque soy quien soy por tu llegada, que no fue llegada del todo y tu media partida, que nunca fue despedida.

Esto no es amor, ni amistad, ni aprecio, ni cariño...Me cansan las etiquetas, etiquetamos sentimientos como si fueran productos con su código de barras, con un tiempo de vida, con unas rebajas de manera puntual cuando queremos deshacernos de ellos y después a la basura.

 Un sentimiento es más que esto y no todos tienen nombre, cuando hablamos de sentir, todo es universo, no hay dos sentimientos iguales, dos tipos de amor iguales…Ni nada. Esto que siento es un Sentimiento "sin nombre", tal vez como una enfermedad rara que por el simple hecho de ser una pequeña minoría, cuesta ponerle nombre e investigar qué es, cuándo se siente, cuándo desaparece, cuándo vuelve...

Ya está bien de convencionalismos, yo siento a mi manera hacia las personas que esos sentimientos brotan, pero aún así me callo ese Sentimiento que yo llamo Sentimiento No Identificado por miedo, pura cobardía tal vez…Pero sigo ahondando para que poco a poco seguir descubriéndolo para que algún día pueda volar.

Pasan los meses este Sentimiento se encuentra en un momento frágil, a veces atormenta en exceso, y me pregunto: ¿Tal vez ha llegado el momento de que explote? Puedo perder mucho y no creo que gane lo que espero. A veces la vida es riesgo, ¿Tú te arriesgarías?

P.D.: Ya ha explotado, la liberación ha sido una de las mejores sensaciones del mundo. Gracias "Tú" por tu empatía, comprensión y aceptación. No esperaba menos de ti. Aún así me has sorprendido una vez más. Gracias por apostar por lo diferente, porque Tú tampoco eres convencional.
Estas palabras son tuyas, aquellas en verso también tuyas, pero este Sentimiento mío, ahora compartido, ahora es un poco tuyo. Eres grande.




Sed felices (: (Sé feliz te lo mereces)